Con duros cruces, debatieron Agustín Rossi y Victoria Villarruel

Los compañeros de fórmula de Javier Milei y Sergio Massa se volvieron a encontrar de cara al balotaje.

Los candidatos a vicepresidente de Unión por la Patria (UxP), Agustín Rossi, y de La Libertad Avanza (LLA), Victoria Villarruel, debatieron a poco menos de dos semanas del balotaje que definirá al próximo jefe de Estado de Argentina.

El debate, que no tiene un carácter oficial ni es obligatorio por ley, se llevó a cabo en el programa «A dos voces», en el canal de cable Todo Noticias (TN).

Si en el primer debate de candidatos a vicepresidente Victoria Villaruel le había sacado varios pasos de ventaja a Rossi, en el de este miércoles ambos llegaron a la meta casi al mismo tiempo.

Más sólido y sabiendo de dónde iban a llegarle los ataques, el santafesino mantuvo la calma durante gran parte de los cruces. Esta vez no se vio ante la necesidad de confrontar con varios candidatos que lo eligieron como foco de las críticas, y supo sacarle mejor provecho a los mano a mano.

En tanto que la candidata libertaria -dogmática, minuciosa- adoptó una postura confrontativa, se manifestó en varias oportunidades como «indignada» y «enojada» y pudo exponer las ideas de su espacio político sin mayores dificultades. Incluso se abrazó al mensaje del «cambio» que llegó a LLA tras el acuerdo de Milei con Mauricio Macri y Patricia Bullrich.

Apeló a viejas chicanas, como la muerte del fiscal Alberto Nisman, las denuncias de corrupción sobre los gobiernos kirchneristas, el escándalo con el viaje de Martín Insaurralde, el memorándum con Irán, la fiesta de Olivos y hasta las inundaciones de La Plata, entre otros. Rossi no respondió a ninguna.

Leer mas  Citaron a indagatoria a Ginés González García por la causa del «Vacunatorio Vip»

La bajada de línea de Massa quedó clara: no confrontar, no entrar en discusiones que lo pudieran sacar de eje y hablar todo el tiempo de propuestas. El tigrense había apelado a esa estrategia en sus dos debates presidenciales y en su equipo de campaña están convencidos de que le sumó.

Cuando todos esperaban que el ministro de Defensa reaccionara, Rossi supo contenerse, mostró menos titubeos que en su primera intervención y no falló a la hora de evitar salirse de control, pese a las insistencias de su contrincante.

Los dos fueron sólidos en los temas que mejor manejan, Seguridad y Justicia, DDHH y transparencia, pero no pudieron desenvolverse con la misma soltura en terrenos menos amigables para ambos, como la economía. Por eso, el santafesino expuso a rajatabla las propuestas de Massa y Villarruel tuvo algún traspié, como cuando habló de conseguir los dólares para la dolarización de los ahorros declarados o no de los argentinos, sin poder explicar cómo lo haría.