Se renueva el cupo de U$S200: ¿quiénes pueden acceder al dólar solidario en septiembre?

Con el comienzo del noveno mes de 2023, se rehabilita el acceso al cupo mensual de la divisa estadounidense dedicada al ahorro.

Luego de los anuncios para que los trabajadores perciban la suma fija de $60.000 con asistencia del estado, hoy se renueva el cupo para acceder al dólar solidario, destinado al ahorro.

El último grupo en quedar por fuera del acceso a dólares fue el de los beneficiarios de jubilaciones y pensiones que solicitaron los nuevos créditos Anses, con un límite de hasta $400.000 a una tasa subsidiada de 29%.

El dólar solidario es el tipo de cambio oficial más los impuestos que lo encarecen: compuesto por el 30% del impuesto PAÍS y otro 45% deducible del Impuesto a las Ganancias y de Bienes Personales.

Así, a pesar de que el dólar oficial cotice a $365,50, se le deben sumar los impuestos por lo que se requieren $127.926 para comprar el cupo de dólares permitido. Este monto se distribuiría en $73.100 para la divisa estadounidense y $54.826 en los gravámenes.

¿Quiénes no pueden acceder al dólar solidario?

– Quienes compraron dólar MEP o CCL en los últimos 90 días;

– Quienes cobraron en 2020 salarios a través del programa de Asistencia a la Producción y el Trabajo (ATP);

– Quienes cobran planes sociales o ayudas estatales como la AUH;

– Monotributistas que tengan en curso créditos a tasa subsidiada;

– Quienes no tienen sus ingresos declarados;

– Cotitulares de cuentas bancarias;

– Quienes gastaron con tarjeta su cupo de U$S200 (incluye, por ejemplo, el pago de Netflix o Spotify en dólares);

– Aquellos que tienen un plan de pago a 12 cuotas por deudas con tarjeta de crédito;

Leer mas  El BCRA llegó a su nivel más bajo de reservas desde 2016 y presiona al Gobierno para que logre un acuerdo con el FMI

– Quienes refinanciaron con bancos sus deudas por créditos personales, prendarios o hipotecarios;

– Beneficiarios del refuerzo de ingresos que se pagó en mayo y junio de 2022.

– Desde septiembre de 2022, además, se suman aquellos que reciben los subsidios estatales para el pago de las tarifas de luz y gas.

– Aquellas personas que ingresen a la moratoria previsional para jubilarse sin contar con los 30 años de aportes obligatorios.

– Jubilados y pensionados de la ANSES que accedan a los nuevos créditos de hasta $400.000.